VUELAN VUELAN 100: Velia Calvimontes: escritora hecha de paz y amor (V. Montoya), Tomek, el río al revés (V. Linares).

Vuelan vuelan
Año 10, boletín 100

Marzo, 2018
Visita nuestra web: www.ablij.com

  • Distinción de la Comisión de Fomento a la Cultura Herrmann de La Paz (2009)
  • Distinción del Gobierno Autónomo Municipal y Oficialía Mayor de Culturas de La Paz (2013)
  • Premio Nacional y Latinoamericano de Literatura Infantil y Juvenil "Hormiguita Viajera", Biblioteca Madre Teresa de Calcuta, Buenos Aires (2013)
  • Reconocimiento de la Cámara Departamental del Libro de Santa Cruz (2016)
  • Reconocimiento del Espacio Simón I. Patiño de La Paz (2016)


Comité editorial: Isabel Mesa, Liliana De la Quintana, Víctor Montoya

Vuelan vuelan es un boletín mensual dedicado a la literatura infantil y juvenil que tiene como objetivo llevar artículos, entrevistas, reseñas de libros, notas sobre ferias, congresos y presentaciones de libros a escritores, ilustradores, docentes, psicólogos, pedagogos y personas interesadas en el tema.


Vuelan vuelan pretende ser la plataforma que dé a conocer a los autores bolivianos y extranjeros con su literatura y forma de pensar. Quiere ser una revista mediadora, que comunique los acontecimientos más importantes relacionados con la literatura infantil y juvenil. Desea ser portavoz de artículos interesantes sobre el tema infantil que enriquezcan la formación teórica de nuestros lectores. Pero, sobre todo, quiere ser un enlace nacional de la literatura infantil boliviana.


Vuelan vuelan también abre sus puertas a opiniones, comentarios y material que puedan hacernos llegar los lectores para que este boletín sea un punto de encuentro de la literatura infantil y juvenil capaz de unir a todo el país en favor de nuestros niños y jóvenes.


Ilustración: Romanet Zárate
El color de la saya 

LEYENDO LITERATURA INFANTIL


Velia Calvimontes Salinas: escritora hecha de paz y amor
 
 
Víctor Montoya
Escritor y pedagogo
 

Velia Calvimontes Salinas (Cochabamba, 1935). Escritora y profesora de idiomas. Figura destacada de la literatura infantil boliviana. Según reveló en una entrevista, desde niña supo que sería escritora pero no fue sino hasta 1963, cuando residía en Chicago, Estados Unidos, que empezó a escribir. Debutó con su libro "Y el mundo sigue girando..." (1975). Obtuvo premios nacionales e internacionales.
 

Premio Nacional “Hugo Molina Viaña”
 
El día que le escribí por correo electrónico para felicitarla por la estatuilla “Martín Arenales” del Premio Nacional “Hugo Molina Viaña”, que recibió el 14 de junio de 2014, en la clausura de la VI Feria del Libro Infantil y Juvenil realizada en Oruro, me contestó: “Muchas gracias por tus felicitaciones, amigo, sé que eres sincero y aprecias y valoras lo que hago, ¿me creerás si te digo que no esperaba esa distinción? Ni por un instante pensé en ello, tal vez se deba a que escribo con pasión, por la alegría de escribir, porque es mi vida hacerlo, jamás lo hago por obtener premios..., pero debo confesarte que mi quirquinchito, por ser lo que es, por ser un premio Hugo Molina Viaña, a quien siempre lo admiré y me encanta su poesía, es algo muy apreciado y valioso para mí”.
 
Está claro que Velia Calvimontes, por su entrega total al arte de la literatura infantil y juvenil, se merecía éste y muchos otros reconocimientos más, aunque para ella tenía más significado el reconocimiento de sus lectores, que no se perdían la ocasión para abrazarla, tomarse una fotografía con ella, agradecerle por sus libros y pedirle un autógrafo de su puño y letra, que ella correspondía siempre con una sonrisa en los labios y una alegría reflejada en sus ojos.
 
Esta auténtica cultora de la literatura infantil y juvenil, que jamás dejó escapar a la niña atrapada en su interior, vive para contar las ocurrencias de su imaginación, con la única intención de compartir las aventuras de sus personajes con quienes, poco a poco, se van familiarizando con sus obras hechas con amor, pasión y fuerza creativa.
 
Administrar su producción literaria
 
Sus libros, desde que empezaron a publicarse dentro y fuera del país, llevan la impronta inconfundible de su propio sello editorial, que ella misma creó, como me lo manifestó en alguna ocasión, para ser la única administradora de su producción literaria, sin contar con intermediarios ni “zánganos” acostumbrados a vivir a costa de los autores. De ahí que no es casual encontrarla en las ferias de libros, sentada detrás de una mesa, donde expone a las criaturas de su creación no sólo para recuperar lo invertido en la edición de cada uno de sus libros, sino también para conversar amenamente con sus lectores, quienes la rodean como en los tiempos en que los infantes se acomodaban alrededor de una abuelita cuentacuentos.
 
Ella está consciente de que la escritora, en un país con un bajo porcentaje de lectores, no puede vivir de su literatura, pero sí de las satisfacciones que le proporcionan sus pequeños lectores; una suerte de vitamina espiritual y estímulo para proseguir con ahínco en su actividad literaria, con la convicción de que su vocación no es un oficio vano, sino una dedicación grata que promueve el hábito de la lectura y sirve para alimentar la fantasía de los niños y niñas. 
 
Cuando Velia Calvimontes comenzó a contar las aventuras de sus personajes, como quien jala del cabo de un ovillo interminable, lo hizo sin otro propósito que “contagiar el amor por la buena lectura”, ofreciendo obras que abren las puertas de los sueños; sueños que comienzan siendo ficciones, pero que un día pueden trocarse en realidades.
 
Como toda escritora, aferrada a su postura de niña rebelde y mujer inconforme con las banalidades de su entorno, no duda en que “la literatura es revolución, toca emociones y sentimientos, y éstos se traducen en acciones que pueden cambiar para bien el curso de la historia de la humanidad, nuestra humanidad”.
 
Mensajes de paz y amor
 
Velia Calvimontes pertenece a esa categoría de escritoras de fuste, cuyo talento innato está dedicado a forjar una literatura destinada al público infantil, con singulares personajes que, una vez instalados en un mundo donde desaparecen las fronteras entre la realidad y la fantasía, cumplen con la misión de entretener a sus lectores, transmitiéndoles mensajes de paz y amor; una constante en su vida y su obra, que no deja de ser un prontuario donde prevalece el llamado vehemente a la amistad en provecho de la convivencia humana y en desmedro de la violencia que atenta contra la dignidad de las personas. En consecuencia, en los mensajes, que suele dirigir a los niños y adolescentes, una y otra vez, prevalecen las frases: "Trabajemos por la paz... no a la violencia, no al terrorismo, no a la guerra... amemos la paz (…) Quizás si los niños se educan en la paz, podemos hacer algo positivo por la sociedad”.
 
A veces, al leer su obra, que aborda temas tan diversos como la vida misma, se tiene la sensación de que algunos de sus textos le nacen con el mismo dolor que implica un parto. Mas no por eso están exentos de figuras literarias y frases que rozan en la composición poética, como cuando dice: “El silencio que silbaba con sonido sordo” o “reía con la multicolor alegría de las flores”. Me refiero a esas frases que, quizás por su intención metafórica, los niños son los únicos capaces de entender y aprehender con su pensamiento mágico.
 
Varios de sus personajes, como los que se retratan en su emblemática serie sobre “Babirusa”, se mueven entre la realidad y la fantasía, con una versatilidad propia de los personajes de la literatura infantil y juvenil, que supera los límites del pensamiento lógico para ingresar en un mundo mágico, donde la imaginación ocupa un espacio considerable, capaz de dar cabida a todos los personajes creados por esta autora prolífica, que parece no haber despertado nunca de sus sueños ni ensueños.
 
La gran pasión de su vida
 
Velia Calvimontes, que desde niña vivió rodeada de libros, está convencida de que los humanos, además de ser lo que somos, somos también lo que leemos. Cuando se hizo mayor, y mientras trabajada como maestra de idiomas en unidades educativas de su ciudad natal, tras haber retornado de Estados Unidos, no dudó un solo instante en dedicar lo mejor de su tiempo a la gran pasión de su vida: la escritura. Así comenzó el largo itinerario de su carrera en el ámbito de la literatura infantil y juvenil, con obras que le han ganado el respeto y la admiración de los lectores.
 
Velia Calvimontes es, sin lugar a dudas, una de las escritoras bolivianas que llegaron a la vida para quedarse entre nosotros. Su obra, como las ejemplares enseñanzas que imparte tanto en el contexto familiar como escolar, está hecha con la sensibilidad de quien piensa y siente desde lo más hondo de su alma, desde una vocación que sabe cumplir a la cabalidad, con dignidad y alto sentido de responsabilidad.
 
Recuerdo que hace muchos años atrás, cuando aún residía en Estocolmo, recibí un paquete con sus libros, que ella tuvo la gentileza de enviármelos para que los leyera y comentara. Leí la serie sobre su personaje central: “Babirusa”, que empezó a publicarse desde 1993, y escribí un comentario sobre su libro Misteria pavoria. Cuentos de terror, publicado por la editorial colombiana Panamericana en 2005. Escribí el comentario no sólo porque me llamó la atención la temática de terror que abordaba de manera brillante en cada uno de los cuentos, sino también porque era una forma de agradecerle por haberse dado el tiempo y la molestia de ir a la oficina de correos, aun sabiendo que el costo de envíos desde Bolivia estaba por las nubes y que demoraba semanas en llegar al otro lado del “charco”.
 
Un caluroso abrazo en Cochabamba
 
Cuando nos encontramos en Cochabamba, en el marco del Quinto Foro de Escritores Bolivianos, realizado en el Centro Pedagógico y Cultural Simón I. Patiño, en julio de 2011, nos dimos un caluroso abrazo y conversamos como si nos hubiésemos conocido desde siempre. Ella es de estatura menuda y contextura frágil. No es difícil advertir que dentro de ella habita la misma niña traviesa e imaginativa como la “Babirusa” de sus libros. Su nieta nos tomó una fotografía en los predios del Palacio Portales de Cochabamba, donde los escritores estaban exponiendo sus obras literarias. Al despedirnos, entre palabras de sincera amistad, volvimos a abrazamos, con la promesa de reencontrarnos en alguna de las tantas actividades concernientes a la literatura infantil y juvenil. 
 
Velia Calvimontes, como autora de una vasta producción literaria, merece ocupar un lugar privilegiado en la constelación de los creadores de la literatura infantil y juvenil; primero, porque tiene atrapada en su cuerpo a una imaginativa niña que no se cansa de inventar historias; y, segundo, porque ella representa el talento de una escritora que nace y se hace al fragor de la práctica escritural. No en vano, a la pregunta del porqué escribía, contestó sin titubear y con absoluta certeza: “Porque tengo el don y la capacidad para escribir. Es algo innato que llevó en mí, que me fascina y me encanta...”.
   


 

UN LIBRO QUE NO TE PUEDES PERDER
 

El río al revés 1. Tomek

Verónica Linares
Escritora


 
La rivière à l’envers -Tomek (2000), cuya traducción al español sería “El río al revés” del exitoso escritor francés Jean-Claude Mourlevat, es el primer tomo de una novela que relata las aventuras de Tomek, un adolescente de 13 años que inicia un viaje maravilloso para encontrar el agua mágica del río Qjar, un misterioso río cuyas aguas corren al revés. El segundo tomo: Hannah (2001), es la continuación de la historia, desde el punto de vista de Hannah, la joven que acompaña a Tomek en sus aventuras.

Jean-Claude Mourlevat, ha publicado casi una treintena de novelas dirigidas sobre todo a los jóvenes. Sus obras más reconocidas son La cicatriz (1998), El Niño Océano (1999), El río al revés (los dos tomos 2000-2001), El Combate de invierno (2006) y Terrenal (2006). Por otra parte, este autor ha obtenido numerosos premios por muchas de sus obras: Prix Sorcières, Prix des incorruptibles y Prix Bernard Versele, entre otros. Desde el año 2011 ha sido propuesto para el premio Astrid Lindgren como representante de Francia.

“El río al revés”, además de ser una novela que entrelaza permanentemente la realidad y la fantasía, es una novela de iniciación. El personaje principal, Tomek, es un adolescente huérfano, muy valiente y determinado, que decide ir en busca del agua mágica de este río misterioso cuyas aguas que corren al revés y que tienen el poder de otorgar la inmortalidad. Tomek, cansado y aburrido de su rutinaria vida cotidiana, siente el llamado de la aventura, de partir de su pequeño hogar en busca de nuevos horizontes, de nuevos desafíos.

Justamente una de las características de las novelas del autor, es esta necesidad de escape y de evasión que sienten los personajes, no para desmarcarse de su realidad, muchas veces de soledad, y de desamparo, sino para renacer, para reencontrase, y para liberarse.

Tomek, un día recibe la extraña visita de una joven, Hannah, quien le pregunta si tiene el agua de la inmortalidad del río Qjar. Tomek, quien creía poseer absolutamente todo en su tiendita, queda totalmente sorprendido:

“_Tengo… todo, respondió Tomek. En fin, todo lo necesario…
_ ¿Elásticos para sombrero?
_ Sí por supuesto.
Tomek trepó su escalera y abrió un cajón de arriba:
_ Aquí están.
_ ¿Y cartas para jugar?
Él bajó nuevamente y abrió otro cajón:
_ Aquí están (…)
_ E imágenes…de canguro (…)
_Aquí están (…)
_ ¿Y arena del desierto? ¿Arena todavía caliente? (…)
_ Está muy caliente…” (…)
_ ¿De manera que tiene todo en su tienda? ¿Realmente todo? —dijo la joven levantando los ojos hacia él (…) Entonces —dijo la vocecita frágil y temerosa, pero de pronto llena de una gran esperanza, o por lo menos eso le pareció a Tomek — entonces, ¿de pronto usted puede tener tal vez… el agua del río Qjar?” p.19-28

A partir de esta visita, de esta pregunta, el joven Tomek, que se enamora instantáneamente de la encantadora Hannah, decide él mismo ir a buscar esta agua milagrosa, pues quiere dársela a su gran amigo Icham, el viejo sabio del pueblo, que es como su abuelo. En realidad, es el pretexto perfecto para el viaje que él estaba anhelando para salir de su pequeño pueblo, du su pequeño mundo. Además, debe encontrar a Hannah, y debe saber por qué ella necesita el agua de la inmortalidad.

A partir de este punto, el autor, que ya ha dado algunos indicios de que la historia va adentrarse en la fantasía; va a ir aumentado el universo fantástico de la novela. Tomek emprende su travesía para ir a este río donde las aguas mágicas corren al revés, un río del que casi nadie ha oído hablar y, sobre todo, del que nadie ha vuelto.

Mourlevat, desde el inicio, predispone al lector para una aventura en la que sucederán eventos mágicos y misteriosos, es casi como un pacto, nada es cuestionable y todo es posible.

Por supuesto, y como primer obstáculo, debe atravesar un bosque, el bosque del Olvido, infestado de unos feroces osos gigantes y ciegos. El bosque, símbolo de lo peligroso, de lo misterioso, siempre presente en los cuentos de iniciación, también se presenta para Tomek como ese obstáculo que debe atravesar para aprender y liberarse de sus miedos. Es así que debe atravesar el bosque del Olvido, en el cual también existen unas hermosísimas y enormes flores cuyo perfume produce alucinaciones.

Después de dormir tres meses a causa del perfume de una de estas flores, Tomek se despierta en el pueblo de los “perfumadores” unos hombrecitos alegres y regordetes que hacen perfume de las flores y que básicamente viven de fiesta. Estos personajes que nos recuerdan a los enanitos o a los gnomos, también llevan al lector al mundo de los cuentos de hadas, a los cuentos folklóricos y a algunas mitologías.

Luego continúa su travesía hacia el río Qjar, atravesando un peligroso océano, pasando por la Isla Inexistente, y llegando al temido arcoíris negro, en el cual está colgado el columpio de la bruja del enigma, un ser abominable que mata a las personas que no responden a su adivinanza.

Tomek, no sin dificultades ni penas, va venciendo los duros obstáculos que se le presentan gracias a su valentía, su perseverancia, su inteligencia y su bondad. Tomek encierra las características del héroe bueno y valiente que no se rinde ante nada y que va sembrando amistad y admiración por donde va.

Por otra parte, se puede observar que Tomek siempre es ayudado por personajes bondadosos y generosos como Marie, Pépigom, la pequeña perfumera que se enamora de él y Bastibalagom el marinero, entre otros.

Otro elemento presente en toda la novela es el humor. Mourlevat juega muy bien con las emociones del lector, logrando pasar por la tristeza, la compasión, la furia, el terror y la risa. Es así que, la mayoría de los personajes bondadosos que le ofrecen amistad a Tomek son optimistas, alegres y cómicos. De esta forma el solitario Tomek es acogido y ayudado por gente buena, a veces rara y extravagante, pero que se convierten un poco en la familia y en el refugio de nuestro héroe:

Por ejemplo, esto es lo que le dice Marie, quien había perdido a su esposo:

“Entonces, en un segundo, te das cuenta que en mi vida siempre he tomado mis decisiones en un segundo, decidí que ya no lloraría, que ya no lloraría nunca más y que, al contrario, continuaría celebrando la vida como antes, como lo había hecho con él.” p 133

Finalmente, otro aspecto a destacar es el lenguaje utilizado por el autor; un lenguaje ágil que evoca permanentemente la fantasía, pero al mismo tiempo la magia y la poesía. Por ejemplo, cuando Pépigom, la joven “perfumadora” que se enamora de Tomek, le pide a éste que huela los aromas de los perfumes, y Tomek siente que más allá del olor, se generan sensaciones, recuerdos y emociones muy particulares:

“_Este perfume se llama: Primeras gotas de lluvia sobre el estanque” (…)
Este perfume se llama Boda en la colina. ¿Quiere continuar?
_Con gusto _respondió Tomek quien comenzaba a encontrar este juego fascinante.
Respiró entonces sucesivamente los perfumes siguientes: Nacimiento de un cordero en la paja fresca. Viaje al amanecer. Lectura de una carta escrita por una persona amada. Fabricación de una pirámide de palitos sobre la mesa de la cocina mientras nieva afuera…” (p.263-264)

El río al revés, una novela llena de emociones y aventuras que hacen volar la imaginación y las emociones. Una novela llena de sutilezas y de guiños con el mundo de lo maravilloso, de las hadas y del amor. Para suerte de los lectores, Mourlevat tuvo la buena iniciativa de continuar el primer tomo, completo y redondo en sí mismo, y sin embargo, con sabor a querer saber más. No nos queda más que leer el Hannah, la continuación, y descubrir que más nos ofrece este increíble autor.

TÍTULO: “El río al revés 1. Tomek” (La rivière à l’envers)
AUTOR: Jean-Claude Mourlevat

EDITORIAL: Editions Pocket Jeunesse,
AÑO DE EDICIÓN: 2000, livre numérique

 

EL RINCÓN DEL CÓMIC
 
Mariana Ruiz
Escritora boliviana

ACCIÓN CÓMIC
HIstoria de un proyecto para niños

Una revista Boliviana. Tomo I, Editorial 3640.
8 números compilados, 160 páginas. 2005, La Paz, Bolivia.
 
 
La desaparición del Chaski en 1997 dejó un gran vacío. Se trataba de la única revista dirigida a los niños y niñas de Bolivia, con propuestas novedosas, segmentos especializados y un espacio dedicado a la historieta. En ella quedaron los trabajos ejemplares de Jesús Pérez, Marcos Quiroga, Efraín Ortuño y Graciela Neira, por mencionar a algunos de sus dibujantes e ilustradores. Con una tirada de diez mil ejemplares y sus trece años de existencia, se constituyó, además, en la publicación más masiva de ese tipo en la historia de Bolivia.

En 2003, Daniel Delenne, Elva Alanoca y Andrés Reyes decidieron llenar ese vacío, y tras una excelente gestión, lograron el financiamiento de una ambiciosa serie de revistas infantiles: Acción Cómics. Nacida el 2004, esta revista presentaba una serie de historietas continuadas, artículos, reportajes, juegos y concursos. El financiamiento obtenido les permitió, además, llegar a los diez mil ejemplares y contar con varios dibujantes, incluidos Julián Mamani, Mauricio Murillo y Rafaela Rada. Sin embargo, tras 14 números y un año y medio, el proyecto desapareció. ¿Qué pasó?

Se trata de un conjunto de circunstancias, muy significativas, de las que me gustaría hablar. Primero, los aciertos:

1.- La estructura y formato de la revista. Diferentes secciones: historieta, reportajes, entrevistas. Su presentación a todo color, la cantidad de páginas (24) y un precio muy accesible.

2.- Los guiones son muy interesantes, las historietas principales “Granizo en busca de Duc”, “Leo-Kham dos espíritus en la noche”, “Las aventuras de Lila”, exploraban la cotidianidad, por un lado, y las leyendas ancestrales y la fantasía, por el otro.

3.- Algunas propuestas plásticas, como: “Vera y Lanudo” y “El mundo de los peces”, que combinaban el fotomontaje con plastilina y los diálogos de historieta, resultan entre las más destacadas.

¿Qué existió en contra?:

1.- La situación editorial a principios del 2000. Es al inicio de esta década que las revistas internacionales empiezan a ingresar masivamente al mercado, con diseños novedosos y precios accesibles, y con un tiraje y distribución mucho mayores. Además, no contaban con el apoyo del Ministerio de Educación, que al dar al Chaski calidad de “texto oficial” permitió su distribución en las escuelas del país.

2.- La falta de continuidad. La intención de seguir el formato de revistas internacionales como “Spirou” o “Billiken” no toma en cuenta el hecho de que las historietas auto-conclusivas funcionan mejor en Bolivia. Quienes compran revistas buscan atesorarlas, y no existía entonces la costumbre de comprar revistas mensualmente. La editorial TuKiosko, por ejemplo, tuvo más suerte en ese sentido, diez años después.

3.- El dibujo y diagramado de las historietas. Me parece que esta fue la gran debilidad de la revista. La calidad de los dibujos deja mucho que desear en cuanto a diseño de personajes y manejo del color. Asimismo, el hecho de que los textos estuviesen mal distribuidos, con letra de imprenta de un solo tamaño  y sin claridad gráfica, cargaban mucho la viñeta, lo cual dificulta la lectura. Si bien la revista estaba pensada para niños de 6 a 12 años, el diseño no era el adecuado para este público lector.

Luciano Saracino, en una charla que dio el 2017 en la FIL La Paz, comentaba las razones por las que él cree que su historieta “Fede y tomate” tuvo tanto éxito. Una de ellas era la distribución visual: cuatro viñetas por página, diálogos mínimos y mucha acción. “Hay que ir pausadamente”, decía, “se trata de una invitación a enamorarse de la lectura”.

No deja de tener mérito un proyecto tan ambicioso como el de Acción Cómic. La historieta es uno de los mejores medios para introducir a los niños y niñas al mundo de la lectura. El apoyo visual, la secuencialidad gráfica, la combinación de texto e ilustración, todo suma. Esperemos que futuros emprendimientos editoriales tengan mayor éxito, continuidad y alcance. 
 



EL DÍA A DÍA EN LA LITERATURA INFANTIL
 
1. Liliana De la Quintana presentó su último libro


 

El 8 de marzo pasado, la autora Liliana De la Quintana presentó en instalaciones del Espacio Simón I. Patiño su última obra El color de la saya. La presentación de la obra infantil estuvo a cargo de la autora argentina Mercedes Pérez Sabbi. También compartió un hermoso testimonio la periodista cubana Sarai Amoros Ramos. Se trata de una obra que muestra la historia de la comunidad afro, desde sus orígenes en el Africa, su viaje hasta América y su asentamiento en los Yungas, Bolivia. Es una obra con ilustraciones de Romanet Zárate.

2. Verónica Linares presenta dos libros en Espacio Simón I. Patiño
 

 
La autora Verónica Linares presentará nuevas ediciones de sus obras infantiles Matilde, la paloma verdiazul y Los guantes de Agustina. Ambos libros están editados por Editorial 3600. La presentación estará a cargo de la escritora Isabel Mesa Gisbert.

El evento se realizará el día miércoles 4 de abril a horas 19:00 en el anexo del Espacio Simón I. Patiño (Av. Ecuador, La Paz).

3. Academia Boliviana de LIJ y el ciclo de Literatura Juvenil 2018
 

El viernes 16 de marzo pasado, la Academia Boliviana de Literatura Infantil y Juvenil, en convenio con el Centro Cultural de España, realizó un nuevo encuentro con los jóvenes dentro del ciclo de lectura de libros juveniles. Esta segunda sesión estuvo a cargo de Jeannette Medrano, quien compartió el libro Cuentos para caer en cuenta del autor cruceño Alfredo Rodríguez.

Las sesiones con los jóvenes lectores se realizan de manera mensual, cada tercer viernes de mes, de horas 18:30 a 20:00 en el Centro Cultural de España (Av. Camacho, La Paz). El próximo encuentro será el día viernes 20 de abril con el libro Viaje al centro del cielo junto a la autora Verónica Linares.


4. Luis Cabrera Delgado presenta nuevo libro en Feria de La Habana

Publicado por la editorial Gente Nueva, acaba de ser presentado en la Feria Internacional del Libro de La Habana un nuevo libro de Luis Cabrera Delgado, quien es un prolífero escritor y cuyos textos son bien conocidos en Cuba, pero también en Canadá, México, Costa Rica, Colombia, Ecuador, Bolivia, Chile, Argentina, Uruguay y Brasil, países en los que ha publicado algunos de sus títulos: Catalina la maga, Ito, Carlos el titiritero, Camposanto Florecido, Las intrépidas aventuras de Capote Blanco, El Niño de La Bota, El maravilloso viaje del príncipe egipcio… Según la nota de contra cubierta de Con ketchup no se vale, el nuevo volumen, “Luis Cabrera, con una singular sensibilidad artística, un excelente domino de la escritura y de los recursos literarios, ofrece un recorrido por distintos temas relacionados con la sexualidad humana, dirigidos especialmente a los niños”.

En este libro el autor concibe argumentos e hilvanas historias atractivas, atrevidas y polémicas de las que sale airoso gracias a sus conocimientos y larga experiencia como psicólogo infantil, pues en los ocho cuentos que componen el volumen aborda temas tales como la identificación de géneros, el erotismo, la masturbación, la pedofilia, la adopción por parejas homoparentales… El cuento “La maestra poesía” constituye un instructivo material acerca de la reproducción humana, válido para ser utilizado como parte de los programas de educación sexual para los infantes de cualquier edad.

La edición corrió a cargo de Syntyan Irigoyen Sánchez y las ilustraciones del Alfredo Martirena, destacado ilustrador y caricaturista cubano.

5. Murió la actriz y escritora Carmen Vázquez-Vigo

Nació en Buenos Aires (Argentina), en 1923. Hija de padres españoles, estudió en el Instituto de Arte Escénico de Buenos Aires. Se instaló en España en 1947, donde comienza a trabajar como actriz y guionista de radio. Entre 1960 y 1965 colaboró en la revista infantil “Bazar”. En 1964 publicó su primer libro para niños: La fuerza de la gacela. A lo largo de su trayectoria literaria ha compaginado la labor de traductora de cuentos infantiles con la creación de sus propios cuentos, por lo que ha obtenido importantes premios como el Doncel, el Premio Lazarillo de Creación Literaria y el Premio Nacional de Literatura Infantil y Juvenil, además del Premio Amade de Teatro Infantil. Murió a los 95 años este 21 de marzo.
Las obras infantiles más importantes de esta autora son: Un monstruo en el armario, Caramelos de menta, Quiriquiquí y Aires de colores.

6. Miradas y Voces de la LIJ (Revista Argentina)

La Academia Argentina de Literatura Infantil y Juvenil publica una revista cada cuatro meses dedicada a la investigación y difusión de la literatura para niños y jóvenes. Esta revista número 9 del mes de marzo es un homenaje a la recién desaparecida Liliana Bodoc. La revista se difunde de manera digital en la siguiente dirección:

https://chi-node7.websitehostserver.net:2096/cpsess4554170150/horde/imp/view.php?actionID=view_attach&id=2&muid=%7B5%7DINBOX3154&view_token=fWlPhuSVUMSf_jN3vBZw4xT&uniq=1522184770402

La página web de la Academia Argentina de Literatura Infantil y Juvenil es:

www.academiaargentinadelij.org

7. Japón y Rusia se llevan el premio Andersen de Literatura Infantil
 

Eiko Kadono (Japón) e Igor Oleynikov (Rusia) son los ganadores del Premio Hans Christian Andersen, anunciado en el primer día de la Feria del Libro de Bolonia; la más importante del mundo para el género de la Literatura Infantil y Juvenil.

Kadono nació en Tokio en 1935. Ha publicado cerca de 200 trabajos entre libros álbums, títulos para preescolares, historias para adolescentes y antologías de cuentos. Además ha traducido al japonés alrededor de cien textos de autores extranjeros como Raymond Briggs. Kiki, un cuento de brujas que dio origen al film de animación El delivery de Kiki, escrito y dirigido por Hayao Miyazaki, que se estrenó en 2003. El título es el primero de una saga compuesta por seis libros.

"Abrir uno de sus libros es como abrir una puerta a diferentes mundos", dijo el jurado del premio sobre sus obras. "Eiko Kadono es innovadora, única, fresca y, algunas veces, inquietante. La autora produce libros que se dirigen a edades variadas. Su lenguaje juega con las onomatopeyas y el poder de la imaginación. Su humor y su mirada hacia los sentimientos de los chicos y los adolescentes la hacen una autora que combina excepcionalmente la calidad y el acceso directo a la literatura", agregó el jurado sobre su obra.

Igor Oleynikov, nació cerca de Moscú en 1953. Trabaja en animación y es un autor muy prolífico. "Sus ilustraciones son muy dinámicas y a menudo parecen imágenes cinematográficas por sus texturas", dictaminaron los jurados sobre sus trabajos. Ha ilustrado más de 80 libros para chicos y jóvenes, incluidos varios clásicos de la literatura infantil.

Oleynikov y Kadono recibirán el premio en el próximo congreso internacional de IBBY el 30 de agosto  en Atenas, Grecia.
 

 
 
LA BIBLIOTECA CRECE

Estos son los libros que nos han enviado autores, librerías o editoriales. Enviamos la información correspondiente a cada uno, para que los lectores sepan que ya forman parte de la biblioteca de la Academia. Algunos tienen mayor información en nuestra página web (www.ablij.com).


 
¡Novedad! El color de la Saya. Liliana De la Quintana (autora). Romanet Zárate (Ilustraciones). Colección Urucú. Editorial Nicobis. La Paz, 2018. La abuela de Rita le cuenta a la niña la historia de sus antepasados, la comunidad afro. su vida en Africa se ve interrumpida por un grupo de hombres blancos que los obligan a embarcarse hacia América. El maltrato y la separación de sus familias dejan huella en estos hombres, mujeres y niños que llegan a América como esclavos.





Michí. Allá en la chiquitanía. Hélène Mayer (autora e ilustradora). Colección Chiki'tin. Cuentos Infantiles 1. Editorial Itinerarios. Cochabamba, 2014. Es la historia de Michí, un niño que vive en la Chiquitanía, pero que su talla nunca llega a la de otros niños, pero su destino es otro y está dentro del agua.


 

 

 
EL CARTERO PASÓ POR LA ACADEMIA

Felicitaciones, me encantará leerlo, espero aunque sea el pdf y les deseo éxitos, que bien lo merecen. Abrazo cariñoso a Liliana y a las amigas de la ABLIJ

Sylvia Puentes (Uruguay)

Felicidades querida Liliana, el éxito está asegurado.
 Un abrazo
 
Angélica Guzmán (Santa Cruz)

Buenas tardes, estoy buscando el libro de Rene Aguilera Fierro leyendas cuentos y tradiciones donde lo encuentro en la ciudad de santa cruz espero su pronta respuesta.
Saludos

Claudia Cerezo
claudia_cerezo@hotmail.com
Teléfono : 75021614

 

buenas tardes, ojala ustedes me puedan brindar la información que necesito. Tengo una pequeña escritora en la casa ella tiene 10 añitos y sinceramente creo que tiene un don ya viendo sus carpetas en la computadora tiene varias historias y pequeños cuentos que ella escribe. Quisiera saber si en Santa Cruz tenemos una institución que incentive este talento.
Agradezco su información.
 

Gracias, Nancy
nancris.116@gmail.com
Teléfono : 60964018

Con  gran pena tengo que disculpare porque no podré asistir a la entrega del libro de Liliana que, a no dudar, será una joyita como todo lo que hace esta extraordinaria amiga. Bienvenido el libro al que auguro mucho éxito y resonancia, felicidades mil y un abrazo

Connie Echazú (La Paz)

Gracias por la invitación. Nos encantaría poder apoyar a organizar alguna actividad en la ciudad de Tarija, por favor cuenten con mi persona y con el colegio Hno. Felipe Palazón para cualquier iniciativa que tengan para introducir la presencia de la Academia Boliviana de Literatura Infantil y Juvenil en nuestra ciudad.
Saludos cordiales,

Tatiana Leyton Zamora
Colegio Felipe Palazón


Gracias por toda la informacion que alimenta nuestro compromiso de educar, especialmente, a traves de la riqueza de nuestros autores. Bendiciones a todo este equipo maravilloso.
 
Atte.
Sor Yolanda Torrez


Mil felicidades, querida Liliana!! Que sea una hermosa presentación!
Abrazo
 
Melita Del Carpio (Cochabamba)


Que las palabras no se vuelen

que las recojan las hojas

de vastos libros milenarios

que a todos apasionan.

 
Quisiera agradecerles la invitación a la presentación del libro de la escritora Liliana de la Quintana.Que sea muy fructífero y trascienda las fronteras! Felicidades!

Natalia Calderón
Docente  (Buenos Aires)

Felicidades para Liliana y, por favor, mi saludo para Mercedes Pérez Sabbi, una amiga con la que he perdido la comunicación, pero conservo y disfruto sus libros. Un abrazo,

Luis Cabrera Delgado

Buenas noches, revisaba el portal y ví que existe variedad de libros con contenidos para niños, quisiera adquirir algunos libros para el sexto año de educación primaria, vivo en Cochabamba y mi consulta es si tienen alguna oficina aquí para visitarlos. Gracias de antemano

Gracias,

Vismark Diaz Soria Galvarro
 

Número: 100

Fecha: Marzo 2018